“Cero en comunicación”, así titulaba el diario Perú 21 en su portada del último sábado 15 de agosto. La expresión fue un llamado de atención a la falta de estrategia de comunicación, que tanto se necesita, pero que el gobierno central no parece visibilizar en tiempos de crisis de pandemia del Covid – 19. 

¿Cuánto aporta la comunicación en tiempos de crisis? En realidad, mucho. Toda comunicación es algo absolutamente inherente al ser humano. Nos comunicamos incluso a la hora de estar en silencio. Entonces, si toda actitud del hombre implica un proceso de comunicación con mayor razón son las acciones de gobierno, políticas públicas, que independientemente si se está en crisis o no en todo momento se comunica algo.

Los peruanos evidenciamos, diariamente, como nuestras familias pierden a un familiar o a alguna amistad. En redes sociales, son los saludos de condolencias lo que más se visualizan de manera orgánica. Todas esas circunstancias, tan dolorosas, evidencian la carencia de una estrategia de salud y de comunicación.

En tiempos de incertidumbre, el hecho de tener una estrategia de comunicación implica visibilizar el trabajo que realiza el gobierno para prevenir el riesgo y afrontar la crisis con la finalidad de lograr incidencia en la población. Lamentablemente, nada de esto ocurre y solo se reduce a brindar conferencias de prensa para responder unidireccionalmente algunas preguntas ya preparadas. Tampoco se observa ninguna campaña de comunicación integral sobre salud preventiva. En el caso de gobiernos regionales y locales; el problema es igual o peor. 

Domingo, 16 de agosto de 2020