A nadie le gusta observar una pelea entre dos o más personas, claro que a menos que los fines sean eminentemente deportivos como en el caso del box. Los seres humanos actuamos por instinto y nos alejamos frente a cualquier estímulo externo que denote algún tipo de violencia. ¿Qué sucede en la política peruana? La ciudadanía desaprueba altamente al gobierno y a los parlamentarios entre otras cosas por los constantes ataques con frases de acrimonia que suelen disparar.

Hace unos días, se publicó la última encuesta del Ipsos sobre aprobación y desaprobación presidencial. El resultado fue que el presidente Pedro Castillo tiene una desaprobación a nivel nacional del 69%. Con ese resultado el mandatario peruano incrementa en cada medición su nivel de rechazo donde pasó de 60% en enero a 69% en febrero. 

Al analizar una encuesta de opinión pública, sea en la etapa electoral o de gobierno, se requiere ver la película completa y no tanto detenerse en la medición de la foto de momento. Y, por consiguiente, es muy importante analizar la línea de tendencia sobre el comportamiento del electorado.

Para el caso del gobierno de Pedro Castillo, según la encuestadora Ipsos, tiene una marcada tendencia negativa a ritmo del 8% mensual de caída en cada proyección. Es decir, si se continúa en esa línea de tendencia para el mes de mayo se superaría el 93% en desaprobación donde nueve de cada diez peruanos rechazarían la gestión de Perú Libre.

Por otro lado, las cosas en el Congreso tampoco van bien porque solo la presidenta del parlamento, María del Carmen Alva, tiene el 62% en desaprobación. Incluso, según la propia encuestadora de Ipsos, el 74% de los encuestados es mejor que deberían irse todos.

¿Existe una tregua política entre el gobierno y el parlamento? Es posible o quizás solo un intento para mantener una relativa calma política en medio de tanto ataque desde ambos bandos. Sin embargo, “la mujer del César no solo debe serlo, sino parecerlo”. Los políticos a veces tratan de subestimar a la ciudadanía, cuando el elector de estos tiempos tiene más sentido común que ellos y rechaza su hipocresía. No solamente es necesario dar muestras de consenso político, se requiere acciones concretas antes de percibirse como un tema de te odio, pero te quiero para que no nos vaquen a todos.    

Domingo, 20 de febrero del 2022
Diario Correo – Huancayo