En todo contexto social de cualquier país del mundo los políticos intentan controlar la agenda pública para sus propios intereses. En el caso de los gobernantes ya en ejercicio del poder lo hacen para mantener o mejorar su nivel de aprobación ante los ojos de la opinión ciudadana. Por lo general, al inicio de su mandato se atreven a dar anuncios de corte populista con el objetivo de congraciarse con sus electores.

El escenario se vuelve complejo cuando los políticos de oposición salen al frente para también imponer su propia agenda pública. Se trata de endilgar responsabilidades al partido de gobierno, y afirman también que todo lo malo que sucede es porque ellos no ganaron la elección. ¡Eso sucede con alcaldes, gobernadores, y presidentes!

El tercer actor es el sistema de medios de comunicación. En algunas ocasiones si los periodistas no simpatizan con los que ganaron la elección se vuelven severamente críticos con los gobernantes de turno. Si un gobernante logra tener reflejos políticos, y si corrige sus actos puede salir airoso para tener un relativo contexto social en calma. Pero, si no hay capacidad de enmienda se deja la puerta abierta para una crisis política.

No obstante, es la ciudadanía en general con sus propias preocupaciones que no necesariamente comparte los ataques entre políticos del partido de gobierno con los de oposición. Incluso, rechazarán la agenda mediática de los propios medios de comunicación. La inesperada aparición de Pedro castillo, con Perú Libre, como actor político es una muestra de las cuerdas separadas que existe entre los políticos, medios de comunicación, y lo que realmente busca la población.

En el momento actual, del Perú, si los políticos no comprenden que las preocupaciones de la población es la economía inflacionaria y emergencia de salud; es decir, si no hay soluciones concretas, dentro de poco tiempo, la ciudadanía podría terminar por hartarse de la pelea, entre políticos, y ahí sí, puede producirse un terreno fértil para el abismo social. ¡El peligroso juego de la agenda pública!

Domingo, 22 de agosto del 2021
Diario Correo – Huancayo