“No podemos quedarnos en casa, tenemos que trabajar; tampoco hay un sueldo mensual”, comenta una señora que vende verduras. Ella trabaja como ambulante muy cerca de un mercado local en Huancayo. Y claro, no le falta razón en lo que afirma. Miles o quizás millones de peruanos se ganan la vida con el trabajo diario que llevan a sus casas, porque si para algunos es fácil decir, quédate en casa; no lo es para todos.

¡Nada será igual después de la cuarentena! Miles de negocios, micro y pequeños empresarios quizás ya habrán quebrado.

Es cierto, el gobierno entregó un “bono económico” para la gente de extrema pobreza, pero esa entrega se acaba con varias semanas de encierro. Sin embargo, hay sectores sociales que necesitan salir a trabajar porque nunca les llegará subsidios.

Tampoco sirve de mucho el formato de “Conferencia de Prensa” que realiza el presidente, Martin Vizcarra. Las preguntas son previamente seleccionadas, para dar una respuesta ensayada.

En democracia, los sistemas de medios de comunicación cohabitan con el poder político.

Los medios de comunicación tienen que hacer su trabajo, por muy incómodos que resulten. La prensa peruana podría ser muy dura con sus críticas, pero de alguna manera advierten errores y creo que eso es lo que no ocurre.

A la fecha (09 – 05 – 2020), el Perú, ocupa el puesto doce a nivel de contagios en todo el mundo. Tiene lamentablemente, 1814 muertes, mientras que Chile, 304; Argentina, 293; Colombia, 428; Bolivia 106; Uruguay 18 y Ecuador 1717. ¿Qué hacemos mal? ¡No todos podemos quedarnos en casa!

Domingo, 10 de mayo de 2020